Lunes, 19 de Agosto de 2019 

Yom Sheni, 18 Av 5779
 
 
Programación diaria
Informativos
Cultura
Música
Especiales
Tradición y religión
Shoa
Sociedad
Díalogo Intercultural
Otros idiomas
Centro Sefarad Israel
Enlaces
Buscar en Radio Sefarad
Archivo antiguo
Quienes somos
Contacto
Vídeos

Podcast

Podcast Feed
Banner
Banner
Banner
Nos dejó Shlomo Venezia (Z’’L), superviviente de la rebelión de los Sonderkommando de Auschwitz-Birkenau (4/10/2012) E-mail

 

Navegue mientras escucha

El escritor italiano Shlomo Venezia, superviviente del campo de concentración nazi Auschwitz-Birkenau, que conmocionó con un libro en el que relataba su dramática experiencia en los "sonderkommando", los prisioneros judíos encargados de las tareas de exterminio, murió en Roma a los 89 años.

Venezia, de origen sefardí, nació en Salónica (Grecia), pero con nacionalidad italiana vivía desde hace años en Roma.

La noticia de su muerte fue comunicada hoy por el alcalde de la capital italiana, Gianni Alemanno, quien destacó que la pérdida de Shlomo Venezia deja un "gran vació y un gran dolor".

Alemanno recordó cómo Venezia fue uno de los 70 supervivientes de los "sonderkommando", los comandos especiales formados por prisioneros judíos que se encargaban de poner en marcha la maquina de exterminio nazi.

"Una experiencia tremenda, destructiva para un ser humano", añadió el alcalde de Roma.

Shlomo Venezia dejó testimonio escrito de su terrible vivencia en el libro, publicado en 2007, "Sonderkommando Auschwitz" (Sonderkommando. En el infierno de las cámaras de gas, como se llamó en España).

El 11 de abril de 1944, cuando tenía 21 años, llegó al campo de Birkenau, junto con su madre y su hermana, de las que nunca más tuvo noticias.

Fue obligado a formar parte de los "sonderkommando", que, como él mismo contó, se encargaban de acompañar a los prisioneros que llegaban desde los trenes hasta las cámaras de gas, los ayudaban a desvestirse y a entrar en esas salas y, después de morir, les cortaban el pelo y les sacaban los dientes de oro. Después les llevaban a los hornos crematorios.

Antes de la liberación de Auschwitz por parte del Ejército ruso, Venezia logró escapar y llegar hasta Mauthausen y desde allí viajó a Italia, donde pasó 47 años en silencio sin hablar de su experiencia.

Hasta que en 1992, animado por su mujer, empezó a relatar los horrores de Auschwitz, sobre todo para que los jóvenes pudieran conocer lo que fue el Holocausto.

Tras romper su silencio, Shlomo Venezia participó en una iniciativa puesta en marcha por el anterior alcalde de Roma, Walter Veltroni, para que los jóvenes romanos pudieran conocer lo que ocurrió en Auschwitz. Por ello, regresó al lugar donde vivió tantos horrores unas 54 veces para acompañar a los estudiantes.

Alemanno afirmó hoy que dedicará su atención a acelerar la construcción de un Museo dedicado al Holocausto en la capital italiana para continuar "la obra de educación y de transmisión de la memoria que llevo a cabo Shlomo Venezia".